GUIA PARA ALVIAR EL DOLOR CON MEDICAMENTOS

GUIA PARA ALVIAR EL DOLOR CON MEDICAMENTOS

  • Autor de la entrada:
  • Categoría de la entrada:Tips
  • Comentarios de la entrada:1 comentario

Sabemos que en esta epoca del Covid-19 es un riesgo estar en sitios publicos u hospitales, por tal motivo hacemos esta lista breve de medicamento

1.LA ASPIRINA:

es uno de los analgésicos más baratos y más antiguo fabricados en el mercado. Al científico de origen alemán Felix Hoffman se le atribuye la creación y popularización de lo que entonces era conocido como ácido acetilsalicílico en 1899 para ayudar a aliviar el dolor de artritis de su padre. Hoy en día, se utiliza para aliviar dolores menores y dolores de cabeza. Su función es reducir la sustancia en el cuerpo que causa inflamación y la fiebre. Los médicos también dicen que algunos adultos al tomar una aspirina diaria pueden ayudar a prevenir un ataque al corazón o un derrame cerebral. A las personas con trastornos hemorrágicos como úlceras o problemas cardiovasculares como el asma a menudo se les aconseja tomar otro analgésico, ya que puede empeorar estas condiciones.

2.EL IBUPROFENO: El Ibuprofeno pertenece a la clase de fármacos conocidos como AINE (​​antiinflamatorios no esteroideos). Se vende bajo marcas como Motrin o Advil, se utiliza para el tratamiento de dolores menores y reducir la fiebre. Puede ser prescrito en dosis más fuertes. Se presenta en forma de tableta comprimida, así como en tabletas masticables, suspensiones líquidas y las gotas líquidas concentradas. Las personas que toman AINE pueden mayor riesgo de tener un ataque al corazón o un accidente cerebrovascular que los que no lo hacen, según los Institutos Nacionales de Salud. El medicamento también puede causar úlceras, sangrado o perforaciones en el estómago y el intestino para algunas personas.

Este compuesto puede aliviar dolores menores musculares, de espalda, dentales, y en las articulaciones y también sirve para reducir la fiebre. Se vende bajo marcas como Tylenol, Panadol y Liquiprin, y funciona mediante el control de la parte del cerebro que controla la temperatura del cuerpo e inhibe la síntesis de prostaglandinas en el sistema nervioso central. Las personas que no pueden tomar aspirina a menudo pueden tomar esto ya que es menos probable que haga daño a su estómago y no alivia la inflamación. A las personas con enfermedades del hígado se les recomienda no tomarlo. El acetaminofeno también se utiliza en otros medicamentos. El exceso del medicamento puede causar erupciones cutáneas, insuficiencia hepática e incluso la muerte.

Ha habido una creciente aceptación de la marihuana como analgésico legítimo. Los médicos en algunos estados pueden recetarla para aliviar el dolor crónico de la artritis, de migrañas, de enfermedad de Crohn y otros problemas de dolor en los que los medicamentos convencionales han fallado. Funciona mediante el bloqueo de las sensaciones de dolor que sienten los nervios periféricos. Los cannabinoides en la marihuana se unen a los receptores de endocannabinoides en todo el cuerpo y puede reducir el dolor (pero también dar la sensación de ser drogado). Algunas investigaciones muestran que también puede ralentizar el desarrollo del cáncer y aumentar el apetito.

3. LA HIDROQUINONA: La hidrocodona solo está disponible en combinación con otros ingredientes; distintos productos se recetan para distintos usos. Algunos productos se utilizan para aliviar dolor severo a moderado, mientras otros alivian la tos. Debido a que es un analgésico opiáceo (narcótico), la hidrocodona alivia el dolor al cambiar la forma en que el cerebro y el sistema nervioso responden a ella. Podría crear hábitos, y el abuso de medicamentos, entre ellos la hidrocodona, se ha convertido en una preocupación en años recientes. Los pacientes tendrían que tener una receta médica por escrito -en lugar de una receta por teléfono- para tener acceso a ellas, y no se resurtirían a menos que lo consulten con sus doctores.

4. EL FENTANILO: El fentanilo es un analgésico de venta libre a menudo sólo para pacientes oncológicos. Deben tener al menos 18 años de edad para tomarlo, o por lo menos 16 de las pastillas de marcas como Actiq, y deben tomar dosis regulares de otro medicamento narcótico para el dolor. Los pacientes también deben estar acostumbrados a los efectos de los narcóticos. El fentanilo es un narcótico y cambia la forma en que el cerebro y el sistema nervioso responden al dolor, según los Institutos Nacionales de Salud. Está diseñado para episodios repentinos de dolor y no debe utilizarse más de cuatro veces al día. Una sobredosis puede causar somnolencia, mareo, confusión yproblemas de la respiración. Getty Images 5.LA MORFINA: Los pacientes toman morfina para el dolor moderado a severo. Es un opiáceo (narcótico) analgésico y cambia la forma en que el cerebro y el sistema nervioso reaccionan al dolor. Formas de morfina incluyen tabletas y solución, que se toman cada cuatro horas, según sea necesario. La morfina también se puede encontrar en forma de inyección de sulfato de morfina, añadida a una solución intravenosa que gotea a través de una aguja o catéter, o inyectasa en un músculo grande. La sobredosis de morfina puede causar consecuencias graves, como problemas respiratorios, pérdida de conciencia, somnolencia, ritmo cardíaco lento, visión borrosa, náuseas y desmayos, según los Institutos Nacionales de Salud. La morfina puede provocar dependencia.

Esta entrada tiene un comentario

  1. María Victoria Barreneche

    Muy útil este artículo

Deja una respuesta